Top de autores

Martes 22 de julio 2014   BUSQUEDA
   
   
Zavala Laya Mireya Helena.
Fisiología de la leptina en el control de la ingesta y homeostasis energética como enfoque hacia la prevención de la obesidad
MEDICRIT 2008; 5(2)  : 74-81

Resumen
 

La leptina es una hormona liberada por los adipocitos, pasa la barrera hematoencefálica y actúa en el hipotálamo modificando la expresión de varios neuropéptidos que regulan la función neuroendocrina, la ingesta y el gasto energético, por unión a receptores específicos. Esta proteína puede controlar el peso a través de un sistema de retroalimentación que informa cuanta grasa tiene almacenada. El gen ob, es expresado en el tejido adiposo blanco, el estómago, placenta y posiblemente la glándula mamaria. El RNA mensajero ob, ahora llamado leptina, de la palabra griega “lentos” que significa “delgado”, codifica una proteína ácida de 167 aminoácidos cuya estructura cristalina sugiere que pertenece a la familia de las citoquinas. La leptina se produce exclusivamente en las células del tejido adiposo en una gran variedad de especies, incluidos los humanos, y su concentración es mayor en individuos con sobrepeso que en los delgados. Sus niveles son mayores en mujeres que en hombres después de ajustar el IMC y existe un ritmo diurno en ambos sexos. El acmé de la leptina ocurre en la mañana y el nadir por la tarde. El ritmo de leptina es similar al de la prolactina, TSH, ácidos grasos libres y melatonina, e inversamente relacionado con los pulsos de ACTH y cortisol. De la misma forma se ha demostrado que los pulsos de leptina son síncronos con los de LH y estradiol en mujeres normales y que la obesidad puede evitar estos pulsos. En cuanto a su farmacocinética existen dos pool de leptina: un pool rápido, con una vida media de 3,4 minutos en plasma y un pool más lento, con vida media de 71 min. La leptina se une a múltiples proteínas plasmáticas, incluyendo una forma soluble del receptor de la leptina (Re) y la alfa-2-macroglobulina, y su distribución tisular muestra a los 60 y 180 minutos que el intestino es el que contiene la mayor concentración de leptina, mientras que el hígado, riñón, estómago y pulmón tienen cuatro veces menos. Poco abundante es la concentración en la piel, músculo, corazón y cerebro.


Palabras clave: Leptina, cortisol, obesidad, ingesta energética, homeostasis.
Este artículo ha sido visitado 2026 veces.
   
Junio
Números anteriores

 
Indice

Lo más leído