Enfermedad Coronaria y ejercicio físico.

Autor: Sánchez Delgado Juan Carlos

Resumen

Este artículo describe de manera general el tratamiento farmacológico y de revascularización percutánea en sujetos con enfermedad coronaria, el cual genera resultados exitosos en un 90% de los casos, traducidos en la desaparición clínica de la angina de pecho. Además, se hace énfasis en el ejercicio físico como estrategia de manejo y control de la enfermedad, el cual está normalmente incluido en los programas de rehabilitación cardiaca y su objetivo fundamental es incrementar la capacidad funcional (CF), variable medida a través de una prueba de esfuerzo (PE) y que está fuertemente relacionada con la reducción de la mortalidad total, mortalidad y morbilidad cardiovascular. Sin duda, los beneficios del ejercicio físico en estos pacientes son múltiples y entre los más relevantes están el efecto antitrombótico y antiisquémico, el control de lípidos sanguíneos, glicemia, presión arterial, composición corporal, reducción de los niveles de depresión secundaria a un evento coronario y por supuesto de los costos sanitarios que se traducen en menor número de hospitalizaciones e incremento de la productividad laboral. En conclusión, el tratamiento oportuno e integral en estos pacientes puede cambiar de manera satisfactoria el inicio así como la evolución de la enfermedad, permitiendo una mayor sobrevida libre de eventos y una mejor calidad de vida.

Palabras clave: Angioplastia aptitud física infarto del miocardio prevención secundaria rehabilitación.

2015-02-25   |   620 visitas   |   Evalua este artículo 0 valoraciones

Vol. 1 Núm.1. Enero-Junio 2014 Pags. 62-70 Rev Fac Cienc Salud UDES 2014; 1(1)