Impacto del intervalo de tiempo entre neoadyuvancia y cirugía en las pacientes con cáncer de mama

Autores: Rebaza Pamela, Galarreta José, Cotrina Jose, Vilchez Sheila, Calderon Gabriela, Castañeda Carlos

Resumen

Introducción: Solo el estudio de Rachel Sanford ha valorado el impacto del intervalo de tiempo entre la neoadyuvancia y la cirugía en lo que respecta al pronóstico del paciente. El objetivo de nuestro trabajo es determinar si en nuestra población, el intervalo de tiempo entre neoadyuvancia y cirugía influye en el pronóstico del paciente. Métodos: Se realizó una revisión retrospectiva de 351 pacientes con cáncer de mama (EC II,III) que recibieron neoadyuvancia diagnosticadas entre el año 2003 y 2012 en el Instituto Nacional de Enfermedades Neoplásicas (INEN). Se evaluó el efecto del intervalo de tiempo entre fin de quimioterapia neoadyuvante y la cirugía (definido en 3 categorías: <4 semanas, 4 - 8 semanas y >8 semanas). Se utilizó el modelo de regresión de Cox. Resultados: En los grupos de pacientes con <4 semanas, 4 - 8 semanas y >8 semanas, las tasas de sobrevida global a los 5 años se estimó en 92,4%, 98,2% y 93,1%, respectivamente (p=0,046). El grupo de pacientes con intervalos de tiempo entre 4-8 semanas tuvo mejor sobrevida global (p=0,045), respecto al grupo operado después de las 8 semanas. En el análisis multivariado, el grupo de pacientes con tiempos de intervalo entre 4 - 8 semanas tuvieron menos riesgo de muerte que los pacientes con tiempos <4 semanas (HR=0,136, p=0,031); no hubo diferencia respecto al riesgo de muerte y recurrencia entre los grupos con intervalo >8 semanas y ≤8 semanas, ni entre los grupos de >8 semanas y 4 - 8 semanas. Conclusiones: Pese a que no se ha encontrado diferencias en el pronóstico en relación al intervalo de tiempo entre la neoadyuvancia y la cirugía, este debería ser menor a las 8 semanas.

Palabras clave: Intervalo de tiempo Neoadyuvancia Cirugía Cáncer de mama.

2018-01-18   |   325 visitas   |   Evalua este artículo 0 valoraciones

Vol. 7 Núm.1. Marzo 2017 Pags. 12-19 Carcinos 2017; 7(1)