Diagnóstico prenatal de peritonitis meconial y fibrosis quística

Reporte de un caso clínico 

Autores: Soria López Juan Antonio, Guzmán López Abel, Saldívar Rodríguez Donato, Valdez Chapa DL, Triana Saldaña H, Elizondo Briseño JA, Galindo Reyes C, et al

Resumen

La peritonitis meconial es un padecimiento raro con una incidencia de 1 en 35,000 casos. Cualquier condición que provoque obstrucción intestinal puede ser la responsable, con la consecuente peritonitis química estéril. En 90% de los casos la fibrosis quística puede manifestarse con íleo meconial y ser responsable del 25% de la peritonitis meconial. El origen más frecuente es una obstrucción mecánica intestinal, cualquiera que sea su causa, como atresia intestinal, vólvulos, intususcepción o herniación. El polihidramnios es un dato ultrasonográfico en 10 a 64% de los casos, debido a la dificultad de digerir el líquido amniótico por peristaltismo deficiente. En raras ocasiones se encuentra hidrops fetal como dato ultrasonográfico. El diagnóstico prenatal se sospecha cuando hay calcificaciones intraabdominales, en especial, si aparece ascitis fetal y polihidramnios. A veces permanecen áreas hiperecoicas con pseudoquistes meconiales intraabdominales que son vestigios de peritonitis meconial y, en raras ocasiones, estos datos desaparecen, inclusive la obstrucción intestinal, y el peristaltismo se normalizan. Se analiza el caso de una paciente de 40 años de edad con una quinta gestación, que cursa con embarazo de 36.2 semanas. Se practicó un ultrasonido fetal que reporta ascitis, asas intestinales dilatadas y calcificaciones intraabdominales, por lo que se diagnosticó peritonitis meconial, confirmada como agente causante la fibrosis quística, apoyada con marcadores positivos.

Palabras clave: Peritonitis meconial fibrosis quística diagnóstico prenatal pronóstico.

2003-05-19   |   8,641 visitas   |   Evalua este artículo 0 valoraciones

Vol. 5 Núm.18. Enero-Marzo 2003 Pags. 41-43. Med Univer 2003; 5(18)