Fragmento

El apoyo nutricional ya sea enteral o por vía endovenosa en crucial en el manejo del paciente grave. Está bien demostrado que no solamente bloquea el estado hipercatabólico y que ayuda a inducir balance nitrogenado positivo, sino que también tiene efecto en la inmunomodulación bloqueando la respuesta inflamatoria sistémica.1 A pesar de sus múltiples bondades, el apoyo nutricional no está exento de complicaciones, dentro de las cuales destacan: alteraciones metabólicas, disfunción hepática, síndrome hiperosmolar, infecciones, intolerancia a la alimentación enteral, complicaciones inherentes al uso de sondas catéteres, etc.2 La presencia de efectos adversos al realimentar a pacientes desnutridos fueron descritos aun antes del uso de la alimentación parenteral y se catalogaron como síndrome de realimentación. Este síndrome que es frecuente al nutrir, ya sea por vía enteral o parenteral a pacientes graves es poco conocido por el médico, lo cual tiene graves consecuencias sin no se diagnostica y maneja de manera adecuada. Por lo anterior, el objetivo del presente trabajo es describir las características del síndrome y proponer la estrategia nutricional para evitarlo.

Palabras clave: .

2003-07-04   |   7,412 visitas   |   1 valoraciones

Vol. 42 Núm.3. Mayo-Junio 1999 Pags. 118-122. Rev Fac Med UNAM 1999; 42(3)