Resumen

La estimulación magnética transcortical (TCMS) es un método no invasivo para el estudio de la función motora en humanos, sin embargo, existen algunos autores que sugieren que causa daño auditivo (coclear). Se estudiaron 15 pacientes (edades entre 11 meses y 16 años, con una media de 6.8 años) con potenciales evocados auditivos de tallo cerebral (PEATC), emisiones otoacústicas (EOAs), reflejo estapedial (RE) y audiometría convencional cuando fue posible, antes y después de TCMS para estudios de conducción central en enfermedades neurológicas diferentes. Los pacientes no tuvieron protección auditiva ni historia de crisis convulsivas. Los potenciales evocados motores fueron registrados de los músculos abductores breves y primer interóseo dorsal en reposo y durante la contracción voluntaria cuando esto fue posible. Un promedio de 18 estímulos fue aplicado con intensidades entre 50 y 75% (1~1.5 Teslas de intensidad). Los PEATC, EOAs, RE y audiometrías fueron practicados antes y después de la estimulación, dos semanas después y dos meses después cuando fue posible. La distribución logarítmica natural tuvo disposición normal. No existieron diferencias significativas en las pruebas de función auditiva. Por tanto, es un procedimiento seguro para la integridad de la vía auditiva.

Palabras clave: Estimulación magnética transcraneal traumatismo acústico hipoacusia seguridad.

2002-12-05   |   1,852 visitas   |   6 valoraciones

Vol. 68 Núm.1. Enero-Febrero 2000 Pags. 10-14 Cir Ciruj 2000; 68(1)