Bacteriemias neonatales por estreptococo b hemolítico del grupo B:

trece años experiencia 

Autores: Alda Sarubbi María, Dinerstein Alejandro, Paganini Hugo R, Botto Liliana, Larguía Avellaneda Miguel

Resumen

Introducción: El Streptococcus beta hemolítico grupo B (SGB) que surge como principal patógeno neonatal en EE.UU. y Europa en la década del 70, se ha transformado en un problema creciente en los países en desarrollo y ha sido el principal patógeno neonatal entre1994 y 1997 en nuestro hospital. Objetivos: 1. Determinar la incidencia de bacteriemias precoces por SGB. 2. Describir las características clínicas y la mortalidad. 3. Determinar la prevalencia de factores de riesgo obstétricos en las bacteriemias precoces. 4. Establecer criterios de riesgo para mortalidad en las bacteriemias precoces. Métodos: Se analizaron en forma consecutiva todos los episodios de bacteriemia neonatal por SGB que ingresaron a la unidad. Se diagnosticó bacteriemia neonatal por SGB cuando un cultivo de sangre y/o líquido céfalo raquídeo fue positivo. Se consideró bacteriemia precoz y tardía cuando el recién nacido (RN) afectado fue < ó mayor de 7 días de vida. Resultados: Entre el 1/85 y el 12/97 ocurrieron 76 episodios de bacteriemia neonatal por SGB entre 83,859 recién nacidos vivos (RNV). La incidencia global fue 0.9 ‰ RNV; la incidencia anual aumentó durante el período y permaneció <1.2 ‰ RNV en los últimos cuatro años. Las bacteriemias precoces fueron 66 (0.8‰ RNV), y las bacteriemias tardías 10 (0.11 ‰ RNV). La mortalidad fue de 24% en las bacteriemias precoces y 10% en las bacteriemias tardías. La incidencia y mortalidad de las bacteriemias precoces fue más alta a menor edad gestacional. Estas se caracterizaron por su presentación muy precoz como sepsis con foco pulmonar. Las bacteriemias tardías se presentaron como sepsis con meningitis o infecciones focales. La incidencia de factores de riesgo obstétrico en las bacteriemias precoces fue parto prematuro: 62%; rotura de membranas > 18 horas: 38%; endometritis: 21%; 26% no presentaron factores de riesgo obstétrico. Durante el período la incidencia de meningitis disminuyó significativamente, no registrándose ningún caso en los últimos 5 años y la mortalidad disminuyó del 36% a 13% (p>0,05). Estos cambios se asociaron al diagnóstico y tratamiento más tempranos. Un análisis multivariado determinó que la presencia de shock, hipertensión pulmonar y peso <2.200 g se asoció a mayor riesgo de muerte en RN con bacteriemia precoz. Conclusiones: La incidencia de bacteriemias por SGB aumentó en los últimos años al 1.2‰ RNV. En las bacteriemias precoces se observó una disminución significativa en la incidencia de meningitis y en la mortalidad asociados a diagnóstico y tratamiento más tempranos. La presencia de shock, hipertensión pulmonar y peso <2.200 g fueron los mejores predictores de la mortalidad neonatal.

Palabras clave: Bacteriemias neonatales estreptococo b hemolítico del grupo B patógeno neonatal.

2007-04-12   |   1,043 visitas   |   Evalua este artículo 0 valoraciones

Vol. 19 Núm.2. Abril-Junio 2000 Pags. 52-59 Rev Hosp Mat Inf Ramón Sardá 2000; 19(2)