Protocolo para el diagnóstico y el tratamiento de la hemorragia intracerebraal espontánea

Autores: Puentes Juan Fernando, Burgos de la Espriella Remberto, Bustamante Zuleta Ernesto, Mejía Juan Armando, Osorio Fonseca Enrique

Fragmento

I. Epidemologia La hemorragia intracerebral espontánea es el coágulo o sangrado que se origina sin una situación traumática precedente, localizado dentro del parénquima cerebral. Puede estar totalmente contenido en el interior del tejido cerebral o extenderse a los ventrículos cerebrales o al espacio subaracnoideo, pero el epicentro es siempre el tejido nervioso. La hemorragia intracerebral puede ser primaria, la cual es producida por la ruptura de cualquier vaso e la red vascular normal del encéfalo, cuya pared se ha debilitado por procesos degenerativos (hemorragia hipertensiva, angiopatía amiloidea), o puede ser secundaria, caso en el cual es producida por la ruptura de vasos congénitamente anormales (malformación areriovenosa, aneurismas, angiomas camarios o metastásicos) o por ruptura de vasos con inflamación aséptica o séptica (vasculitis o aneurismas micóticos). La hemorragia intracerebral espontánea representa el 25% de todos los eventos cerebrovasculares. La incidencia es de 20 a 25 x 100.000 la cual duplica a la incidencia de la hemorragia subaracnoidea. La rata de incidencia aumenta exponencialmente con la edad y es así como se dobla después de cada década a partir de los 35 años. La mortalidad a 30 días es del 35 al 50% y la mitad de ésta ocurre en los dos primeros días. La distribución porcentual es: hipertensiva de 70 a 90% siendo entre éstas la putaminal más frecuente (35 a 45%) seguido por la lobar (25%) y la talámica (20%) y luego la cerebelosa (15%) y la póntica (5%). Luego de la hipertensiva están los aneurismas 18 al 23%, angiopatía amiloidea 10%, malformación arteriovenosa 6 al 13% y tumoral 1 al 4%.

Palabras clave: Hemorragia intracerebral espontánea eventos cerebrovasculares.

2007-06-05   |   1,817 visitas   |   Evalua este artículo 0 valoraciones

Vol. 41 Núm.1. Enero-Marzo 2000 Pags. Univ Méd Bogotá Colombia 2000; 41(1)