Inteligencia artificial

Autor: Carballo Junco José Antonio

Fragmento

Considerado como uno de los máximos líderes en materia de Inteligencia artificial, Raymond Kurzweil, científico e inventor norteamericano, cree que no hay razones para ver con temor la actual aceleración tecnológica. Este científico, nacido en Massachussetts en 1948, que cuenta con 13 doctorados honorarios y que fue calificado de “genio incansable” por el Wall Street Journal, de “justo heredero de Thomas Edison” por la revista Forbes y como “el mayor profeta de la tecnología” por Bill Gates. Siempre fue, y aún es, un optimista, aunque él aclare que lo suyo es puro realismo tecnológico, sin ninguna cuota de utopía, cuando asegura que en el próximo cuarto de siglo la inteligencia de origen no biológico va a estar a la par, en capacidad y sutileza, de la inteligencia de origen biológico, y luego la va a superar ampliamente, su entusiasmo es tal que contagia la idea de que controlando los excesos y el mal uso de estos avances nos estamos encaminando a un futuro mejor. Aún más, frente a quienes sostienen que la tecnología nos ha hecho mucho bien pero que ya es hora de detener su crecimiento exponencial por los peligros que representa, Kurzweil expone dos argumentos contundentes. Uno, que “estamos cerca de encontrar la cura del cáncer y de los problemas de corazón, y que frenar el progreso implicaría permitir que continúe este sufrimiento en el mundo”. Y dos, que “si se frenara el desarrollo, los peligros derivados de la tecnología aumentarían en vez de disminuir, porque los avances se harían de manera ilegal y subterránea, lo que impediría que los científicos responsables tuvieran acceso apropiado a las herramientas para defender a la sociedad”.

Palabras clave:

2009-11-30   |   663 visitas   |   Evalua este artículo 0 valoraciones

Vol. 5 Núm.59. Junio 2009 Pags. 16-17 Odont Moder 2009; 5(59)