La búsqueda científica de Francis Crick

Autor: Carballo Junco José Antonio

Fragmento

Francis Harry Compton Crick nació en 1916 en la localidad de Northampton, ubicada en la franja central de Inglaterra a orillas del río Nene. Contra los deseos de su familia, estudió Física en el University College de Londres e intentó conseguir, después de su graduación en 1937, el título de doctor estudiando las propiedades del agua a temperatura y presión elevadas. No obstante, la Segunda Guerra Mundial interrumpió sus estudios, por lo que se consagró al diseño de minas magnéticas y acústicas en el servicio científico del Ministerio de Marina. Después de esta conflagración, decidió que su interés estaba en la Biología. Trabajando con el físico y premio Nobel británico William Bragg, estudió las proteínas mediante difracción de rayos X, obteniendo modelos de la estructura química de una molécula. Finalmente, se cambió a una unidad del Medical Research Council (MRC), un laboratorio de financiación pública localizado en la misma universidad, donde trabajó, bajo la tutela de los bioquímicos británicos Max Perutz y John Kendrew, dos futuros premios Nobel, estudiando la estructura de la hemoglobina. Sin embargo, no pasó mucho tiempo hasta que centró su interés en el estudio de la estructura del ácido desoxirribonucleico. En 1951 el biólogo estadounidense James D. Watson se unió a Crick en el MRC, en donde compartieron el mismo deseo apasionado por determinar la estructura del ADN. Mientras que en el King´s College de Londres, Maurice Wilkins y la biofísica británica Rosalind Franklin empleaban el análisis mediante difracción de rayos X para el estudio de la molécula de ADN, Crick y Watson, usando las mismas técnicas y después de varios intentos sin éxito, desarrollaron un modelo tridimensional de la estructura del ADN como dos cadenas complementarias enrolladas formando una doble hélice.

Palabras clave:

2010-02-18   |   864 visitas   |   5 valoraciones

Vol. 6 Núm.66. Diciembre 2010 Pags. 20 Odont Moder 2010; 6(66)