Diagnóstico clínico periodontal

Autor: Carballo Junco José Antonio

Fragmento

En primer lugar debe establecerse si hay enfermedad; luego identificar su clase, magnitud, distribución y gravedad, y por último, llegar a comprender también sus mecanismos patológicos fundamentales, así como su causa, comprendiendo que las distintas patologías que pueden afectar al periodoncio, han sido divididas para su mejor registro y diagnóstico en tres grandes categorías: 1. Enfermedades gingivales, incluyendo gingivitis marginal crónica, ulcerativa necrosante aguda, alérgica, relacionada con enfermedades cutáneas, con alteraciones endocrinometabólicas, con trastornos hematológicos y con trastornos inmunitarios; gingivoestomatitis herpética aguda, el agrandamiento gingival por medicamentos y los tumores gingivales. 2. Diversas clases de periodontitis, abarcando como mínimo a la agresiva, la crónica, la juvenil localizada, la ulcerativa necrosante y la prepuberal. 3. Manifestaciones periodontales de enfermedades sistémicas. El diagnóstico periodontal se establece luego de analizar con atención los antecedentes del caso y valorar los signos y síntomas clínicos, así como los resultados de diversas pruebas (p. ej., valoración de la movilidad al sondeo, radiografías, análisis de sangre y biopsias). El interés se debe poner en el paciente que tiene la enfermedad, y no sólo en ésta en sí. Por lo tanto, el diagnóstico debe abarcar desde la valoración general del paciente hasta la de la de la cavidad bucal. En esencia, los procedimientos diagnósticos deben ser sistemáticos y organizados para fines específicos. No basta con reunir hechos. Hay que relacionar los resultados entre sí para que la explicación del problema periodontal adquiera sentido. Se recomienda la siguiente secuencia de procedimientos que forman parte del diagnóstico de las enfermedades periodontales.

Palabras clave:

2010-11-25   |   2,908 visitas   |   1 valoraciones

Vol. 7 Núm.76. Noviembre 2010 Pags. 11 Odont Moder 2010; 7(76)