VII Encuentro Nacional de Investigación en Enfermedades Infecciosas

Autores: Estrada M Santiago, Vélez G Lázaro Agustín

Fragmento

Otro evento más, el séptimo, y de nuevo lo perdurable de este sueño acude a nuestro encuentro. Entonces, como ocurre cada dos años, un sentimiento de alegría, henchido de responsabilidad y esperanza, pareciera ocupar lo cotidiano. Es nuestra cita con la juventud, su capacidad de asombro y su imaginación. Pero también es la posibilidad de profundizar en los hechos, las ideas y nuestros propios errores conceptuales con escepticismo, disciplina y espíritu crítico. Es, por no decirlo menos, nuestro encuentro bienal con el pensamiento científico. Esta feliz idea se concretó hace ya 12 años, meses después de que varios miembros de Antioquia de la Asociación Colombiana de Infectología (ACIN) nos habíamos reunido en la ciudad buscando un espacio exclusivo para presentarnos nuevamente los trabajos del Capítulo llevados al 3er Congreso Nacional de Infectología. La idea era conocerlos y discutirlos en detalle. Estábamos preocupados por el poco público en su presentación y el desconocimiento de nosotros mismos sobre lo que se investigaba en el Departamento. El evento, aplaudido por los asistentes, nos motivó para lanzar la propuesta de realizar algo semejante a nivel nacional, y la Junta Directiva de la ACIN, también soñadora, sin temor a los grandes retos ni a las ideas diferentes, la acogió de inmediato. Hoy, al volver la mirada a aquellos días ya lejanos de junio de 1998 puede verse cómo, llenos de emoción, hacíamos realidad esta idea, inicialmente abstracta y, a primera vista, atrevida para el medio. Resaltábamos entonces los motivos que detrás de nosotros aguijoneaban nuestro esfuerzo: estimular la investigación como primera obligación de una asociación científica, generar el escenario natural para discutir y divulgar lo que hacemos en Colombia, favorecer la búsqueda de soluciones concretas a los problemas que a diario nos aquejan, conocernos e integrarnos aprendiendo de los mayores, y sintiendo el empuje cada vez mayor de los menores. A su vez, dos años después, la doctora Ángela Restrepo destacaba la importancia de “afianzarse en el moderno camino de la investigación”, a través de grupos multidisciplinarios e inter-institucionales, capaces de seguir una evolución armónica en búsqueda de respuestas a un mismo interrogante.

Palabras clave:

2010-12-06   |   347 visitas   |   Evalua este artículo 0 valoraciones

Vol. 14 Núm.1. Julio 2010 Pags. 3-4 Infectio 2010; 14(Supl 1)