Resumen

Introducción: Una opción de tratamiento para las lesiones nerviosas agudas es la colocación de un injerto nervioso vascularizado porque ha demostrado mayor viabilidad. Objetivo: Analizar macroscópica y microscópicamente la vasculatura de los principales nervios de la extremidad inferior que son utilizados como injertos nerviosos vascularizados. Materiales y métodos: Estudio descriptivo, transversal y no comparativo para analizar la vasculatura de los nervios safeno, sural, peroneo profundo y peroneo superficial. El estudio se llevó a cabo en dos etapas: 1) estudio de la vasculatura in situ y 2) estudio morfométrico. Resultados: El estudio in situ demostró que la longitud total de los nervios de la extremidad inferior usados como injertos fueron, en orden decreciente: sural (µ = 29.26 cm, ± 4.05 cm), peroneo superficial (µ = 28.61 cm, ± 3.97 cm), peroneo profundo (µ = 26.64 cm, ± 5.21 cm) y safeno (µ = 25.12 cm, ± 4.42 cm). El estudio morfométrico mostró que la arteria dominante de mayor diámetro correspondió al nervio safeno (media de 1.13 mm), después el peroneo superficial (media de 1.01 mm), seguido por el peroneo profundo (media de 0.91 mm); el nervio sural fue el de menor diámetro de arteria dominante (media de 0.85 mm). Conclusiones: El nervio safeno presenta características morfológicas adecuadas para ser utilizado como injerto vascularizado; en cambio, el nervio peroneo profundo representa la última opción de los nervios incluidos en el estudio.

Palabras clave: Injerto vascularizado arteria dominante nervio periférico análisis macroscópico análisis microscópico.

2011-12-19   |   1,078 visitas   |   Evalua este artículo 0 valoraciones

Vol. 63 Núm.5. Septiembre-Octubre 2011 Pags. 461-466 Rev Invest Clin 2011; 63(5)