Es útil el ultrasonido endoscópico en las lesiones neuroendocrinas del páncreas.

¿Podemos ver y biopsiar lesiones pequeñas? 

Autor: Sosa Valencia Leonardo

Fragmento

La incidencia del carcinoma del páncreas ha experimentado un incremento significativo en las últimas décadas. Las mejoras en la tecnología de imágenes, que incluyen la endosonografía endoscópica sirven de mucha ayuda en el diagnóstico y la identificación de pacientes con enfermedades no tratables o con carcinoma precoz. Existe una serie de poblaciones en riesgo que podrían beneficiarse de protocolos de detección precoz. Entre ellos se encuentran los sujetos con antecedentes familiares de cáncer de páncreas, los pacientes con pancreatitis crónica, o algunos sujetos con diabetes mellitus de aparición brusca. El ultrasonido endoscópico (USE) o ecoendoscopia representa una de las herramientas diagnósticas que se ha introducido más al campo de la endoscopia, debido a los avances tecnológicos y a su utilidad en la práctica clínica. La ultrasonografía endoscópica (USE) es la exploración más adecuada para la detección de tumores pequeños del páncreas, menores de 3 cm de diámetro. Su sensibilidad diagnóstica es superior a otros métodos de imagen. En los distintos estudios publicados, la sensibilidad del USE en el diagnóstico del cáncer de páncreas es superior al 90%, comparado con una sensibilidad no superior al 60% para la TAC. Esta diferencia es más efectiva en tumores de pequeño tamaño. La especificidad del USE puede ser aún incrementada mediante la realización de biopsia guiada. El USE no es capaz de diferenciar correctamente entre lesiones focales de tipo inflamatorio (ejemplo: en pancreatitis crónica) y tumoral. Por este motivo, la mayoría de los autores consideran necesario confirmar el diagnóstico de malignidad (citología o histología) antes de indicar un algún tratamiento quirúrgico.

Palabras clave:

2013-04-08   |   542 visitas   |   1 valoraciones

Vol. 67 Núm.1. Enero-Marzo 2013 Pags. 2-3 Revista GEN 2013; 67(1)